Ayuno financiero: el reto de 21 días para aprender a ahorrar.

10 noviembre 2022

9

ayuno_Financiero

Hay una infinidad de platillos deliciosos, exóticos y caros que pueden romper tu dieta y bolsillo, pero si te interesa ahorrar como un experto y además ponerte a dieta con tu dinero, traemos para ti un tip llamado ayuno financiero. ¡Y claro que no!, no hace falta que dejes de lado esa deliciosa gastronomía nacional. Te queremos hablar de un método ingeniado para hacer más inteligentes tus hábitos de consumo.
Acompáñanos y aprendamos a ahorrar de la mejor manera.

Estamos próximos al último día sin iva del año 2022, y alistándonos con prima navideña abordo para aprovechar el momento y comprar los regalos de la navidad, por ello, resultaría provechoso tener en presente esta útil e interesante herramienta de ayuno financiero para lograr reducir los gastos innecesarios y aprender a ahorrar de la mejor manera.

El ayuno financiero de 21 días te puede ayudar a distinguir los gastos realmente necesarios de los poco relevantes

Ahorrar debería ser un hábito y el primer objetivo es rellenar el colchón para los imprevistos. Aunque los gastos del día a día nos avasallen y creamos que es imposible poner orden en las finanzas familiares, el ayuno financiero de 21 días te puede ayudar a distinguir los costos auténticamente necesarios de los poco relevantes.

¿Qué es el ayuno financiero?

El método nació en la pluma de Michelle Singletary, columnista de Washington Post y autora del libro The 21-Day financial fast: your path to financial peace and freedom, que al español se traduce como El ayuno financiero de 21 días: tu camino hacia la paz y libertad financiera.
Singletary recomienda poner en práctica su dieta, con especial énfasis, en economías familiares o personales desmejoradas por los excesos o por las deudas. Pero también después de unas vacaciones o unas fiestas de Navidad con muchos más gastos de lo habitual.
El objetivo de este reto de 21 días es eliminar cualquier gasto innecesario. ¿Cómo? Durante tres semanas pones el foco en la alimentación, en la vivienda y en otros gastos esenciales para la vida, como las facturas o el pago de préstamos. Y lo demás deja de existir.

Durante tres semanas pones el foco en la alimentación, en la vivienda y en otros gastos esenciales para la vida

Singletary propone 4 reglas básicas para poner en práctica el ayuno financiero:

  • 21 días. Es un periodo de tiempo práctico, que te ayuda a tomar conciencia de tus malos hábitos de gasto sin suponer un reto demasiado grande. Ejerce la constancia y la paciencia para obtener resultados.
  • Compra solo lo necesario. Momento para reflexionar sobre lo que es realmente importante para la economía familiar. Adquiere solo lo necesario, lo mínimo viable para sobrevivir. Olvídate, durante las tres semanas de ayuno financiero, de ese nuevo electrodoméstico, de las ofertas en la tienda de ropa, de las impulsivas compras por Internet o de los caprichos en el restaurante de tu preferencia. Elimina lo que no sea alimentación, salud y pagos imprescindibles como los impuestos, los recibos y la hipoteca o el arriendo.
  • Paga en efectivo. Singletary recomienda visualizar el dinero que gastas, así que recomienda utilizar efectivo para las compras del día a día. De este modo serás consciente del flujo financiero de tu cartera… y de cómo adelgaza cuando gastas en lo poco relevante.
  • Tu diario de gastos. Un buen ayuno financiero de 21 días necesita un registro detallado de los ingresos y de los gastos para saber con precisión la capacidad de ahorro personal o familiar. Así sabrás distinguir lo necesario para vivir de los gastos innecesarios provocados por las tentaciones.

¿Qué te parece el ayuno financiero? Esperamos que te haya quedado claro en qué consiste esta dieta y que la pongas en práctica para engordar tu cuenta bancaria de la mano de algunos tips importantes para incentivar tu hábito de ahorro. Conoce con nosotros como ahorrar de manera efectiva, y saber ¿Qué porcentaje de los ahorros es recomendable invertir? para obtener rentabilidad.